Nuevos VPO en Son Servera

Jue, 09/24/2020 - 13:23

La presidenta del Gobierno de las Islas Baleares, Francina Armengol, acompañada del consejero de Movilidad y Vivienda, Marc Pons, y la alcaldesa de Son Servera, Natalia Troya, hoy ha puesto la primera piedra de la promoción de 42 viviendas de protección pública (VPO ) que se empezará a construir en Son Servera.

Armengol ha destacado la importancia de este acto, para que ésta será la primera promoción de VPO en Son Servera. «Es un proyecto ambicioso, de 42 viviendas, que muestra nuestra firme voluntad de ampliar la oferta de vivienda pública», ha explicado la presidenta.

También ha agradecido al Ayuntamiento de Son Servera el trabajo que han hecho para desatascar el proyecto, que se inició durante el mandato de Francesc Antich, y el espíritu colaborador del equipo de gobierno municipal durante todo el proceso.

Natalia Troya, alcaldesa de Son Servera, ha remarcar el hito histórico que supone para el municipio la construcción de vivienda pública, que permitirá acceder a «una vivienda adecuada, asequible y adaptado» a los vecinos de Son Servera que lo necesiten.

El consejero de Movilidad y Territorio, Marc Pons, ha remarcado la "respuesta contundente» que estos 42 viviendas suponen el problema de la vivienda en el municipio: «Trabajamos para crear una gran red de vivienda pública que llegue todo de Baleares» , añadió.

La presidenta también ha recordado que las políticas de apoyo y ayuda son necesarias en el ámbito de la vivienda y que «este año se han destinado 20 millones de euros a través de las ayudas al alquiler, más necesarias que nunca debido de la situación económica y social que vivimos ».

Con esta ya son diez las promociones de VPO que ahora mismo se construyen en las Islas Baleares. Además, durante el 2020 se iniciará la edificación de 124 viviendas más y por el 2021 se prevé empezar a construir 184. En total, a finales del 2021 la oferta de vivienda pública deberá ampliado en 729 unidades .

Características de la promoción

La promoción se ubica en el noreste de Son Servera y limita con el antiguo trazado ferroviario. La parcela tiene forma rectangular no regular y limita con la calle de Goyena (6 m de anchura), la calle des Cos (7,75 m) y la calle de Fray Garí (7,90 m), y, en la parte baja, con un camino que la conecta con la vía verde.

De los 42 viviendas que se construirán, dos son de tres dormitorios, veinte son de dos dormitorios y veinte más son de un dormitorio. También se construirán 42 aparcamientos. Tres pisos y tres aparcamientos serán adaptados para personas con movilidad reducida.

Los elementos arquitectónicos permiten que la construcción esté totalmente integrada en el entorno y la forma del solar, y la solución arquitectónica elegida, en bloques, generará dos espacios intermedios concebidos como patios de parcela, que recordarán los patios tradicionales.

La edificación seguirá todas las recomendaciones de una construcción sostenible, pensada y orientada para aprovechar al máximo los recursos naturales disponibles. El proyecto arquitectónico está firmado por los arquitectos Marta Pers y José Manuel Toral.

 

Que reacción te causa esta noticia

Publicidad